viernes, 15 de enero de 2010

Ramon Casas: Boceto


Boceto con dibujo fantasía, de Ramon Casas i Carbó

22 comentarios:

Ulysses dijo...

Hice clic en la etiqueta Ramón Casas y me gustó mucho lo que vi, debo confesar que no lo conocía.
Da gusto aprender así.

Saludos y felicitaciones

carmensabes dijo...

¡¡Qué maravilla mujer!!

Encantador boceto, fantástico de un Casas que me sigue sorprendiendo.

No conocía este trabajo Elvira, se agracede mucho, es un regalo para la vsta, para el alma.

Amo a Casas.

Marina dijo...

Ramón Casas pinta como los ángeles, igual que canta Sabina...¡Ah, pero concho, si es un ángel!
Sorry

Y un beso HdeF

Elvira dijo...

Hola Ulysses: me encanta que os guste, yo adoro a Ramon Casas!!!

Hola Carmen: ¡Qué gusto descubrirte algo a ti! Con lo que tú sabes de arte!!! Es un regalo, sí.

Hola Marina: Sí, una mujer convertida en ángel. Es divina (nunca mejor dicho). :-)

Un beso a todos

Sra de Zafón dijo...

Lo primero que me sale al ver este boceto es: ¡Qué vuelos! y me fijo que aunque le mire sin ver las alas la sensación levitante continúa.
Cuatro pliegues, un par de líneas curvas y ...una maravilla. Menudo artista!

Gracias, Elvira, porque a este pintor también lo conocí por ti.

Besos de buenos días.

(por cierto me dejaste en mi blog un vídeo que no soy capaz de ver y tengo mucha curisosidad, a ver si mi conexión me da un respiro y lo veo)

Más besos

Cristina dijo...

Oooooooooooooh. Qué maravilla.

Elvira dijo...

Hola Chusa: Te dejé un comentario en tu blog (lo digo porque vas poco por allí :-)).

Es verdad, el dibujo tiene ligereza de por sí aunque le quites las alas.

Besos de buenos días

Elvira dijo...

Hola Cristina: ¡qué bien que te guste!

leo dijo...

¡Me acuerdo! ¡Me acuerdo!
;-)
Qué pesaíca estoy, jo.
Buen finde a todos.

Elvira dijo...

Jajajajaja! Nada pesada, me has hecho reír, y eso aligera.

Buen finde, guapa!

Ana Gonzalez dijo...

Ja, ja, ja, Elvira mientras me afilo las uñas para atacar tu proxima adivinanza...Este dibujo me encanta porque auna dos rasgos lo abocetado con el detalle, con lo mas trabajado y eso le da mucho interes, de hecho muchas veces me gustan mas los bocetos que la obra acabada, tienen mas frescura.

Elvira dijo...

De momento no me acabo de decidir por los cuadros que tengo en espera... A ver si encuentro uno nuevo que me guste para la próxima adivinanza.

A mí también me gustan más algunos bocetos que la obra acabada. :-)

Sra de Zafón dijo...

Elvira, muchas gracias por mandarme pa´l prado, jajajajaja.

Ya me puse al día, :-)

Besazos

Elvira dijo...

Voy p'allá. Besos

Teresa dijo...

Maravilloso boceto, gracias por dejar que lo podamos ver.

Un beso Elvira.

Montse dijo...

Se nota el trazo de un verdadero artista que, como solo cuatro rasgos hace maravillas.
Un angel dormido, que tiene una cara preciosa.
Como tú, Elvira, que eres un angel y nos muestras todas las bellezas del arte.

Un beso, guapísima.

Elvira dijo...

Gracias por la visita, Teresa. Un beso

Elvira dijo...

Huy, gracias, Montse! Justo hoy que estábamos diciendo en el prado de Sra de Zafón que somos un poco malas, jajaja!

Besos a ti, guapa!

Vivian dijo...

De todos los trabajos que has traído de Ramón Casas a tu blog, posiblemente este boceto sea el que más me ha gustado, aunque no sería gustar la palabra, me parece fascinante, con la indefinición de cualquier boceto, pero tan sugerente en matices, lo dicho, me ha encantado.

Besos

Elvira dijo...

Es verdad, Vivian, es fascinante. Precisamente el hecho de no estar acabado (pero con líneas tan bien trazadas) hace que sea más sugerente.

Besos

Femme d chocolat dijo...

Qué maravillaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaa

Jo este es uno de esos "cuadros" de los que estoy segura de que tiene más fuerza así que acabado con colores, luces y tal.

Es magníiiiiifico!!!!!

Gracias por el descubrimiento de este; no lo cocnocía, sí otros. La verdad que sus bocetos so un pasote

Elvira dijo...

Me encanta que te guste tanto, y aún más que no lo conocieras. Eso es difícil contigo, experta!!!

Yo también creo que queda mejor así que si lo hubiera acabado.

Anoche pensé en llamarte, pero cuando vi la hora, me tiré para atrás. Mejor otro día, cuando ya te hayas sacado el carnet, ¿no?

Besos