miércoles, 4 de agosto de 2010

Amor de hombre


Amor de hombre (Tradescantia fluminensis). Fotografía: Elvira Coderch

Fotografía tomada el 1 de Junio en el Jardín Botánico Marimurtra de Blanes.

18 comentarios:

Isabel dijo...

Preciosa flor y curioso nombre.

Elvira, yo no he conseguido quitar esos informes de AdSense, pero creo que sí la publicidad. Dime tú si entras en mi blog si es así.

Elvira dijo...

Sí que es curioso el nombre, será por los corazones que tiene.

A mí no me salen anuncios al entrar en tu blog, y que yo sepa, a la mayoría de la gente tampoco le salen al entrar en el mío, sólo ocurre excepcionalmente. Me he fijado que a mí sólo me pasa cuando borro los cookies de mi ordenador y tengo que registrarme de nuevo. Entonces abro mi blog y me sale un anuncio. Es rarísimo.

Montse dijo...

Preciosa fotografía, tiene luz.

Sobre los anuncios, a mí nunca me salen, ni en el tuyo tampoco he visto nunca ninguno ¡qué cosas más raras!
¿Ya os hacéis copia del blog? por si acaso hay algún fallo.

Besitos.

Elvira dijo...

Eso me parecía a mí, que a la mayoría de la gente no le salen al entrar en mi blog. Es que si nunca los he contratado, ¿cómo conseguirán colarse?

Besos, Montse

Kinezoe dijo...

Curioso nombre, pero espero que la flor no sea muy pequeña porque el amor de un hombre puede llegar a ser muy grande, jeje... ;)

Por cierto, a mí sí que me ha aparecido en alguna ocasión una ventana emergente al entrar en tu blog. No sé si con el mío pasarán estas cosas... Bien pudiera ser lo que tú comentas: que al borrar las cookies salte el anuncio. En fin, cosas del Internet...

Sí considero muy recomendable descargarse el blog cada cierto tiempo, como bien apunta Montse. No vaya a ser que un día nos encontremos con una desagradable sorpresa (Dios no lo quiera...).

Besos, Elvira.

Merce dijo...

Ya me parecia a mi que el "amor de hombre" era hermoso por algo ;)

Mi madre le llamaba a otra planta con ese mismo nombre, el caso es que no recuerdo a cual... pero seguro que esta no era.

Es muy bonita :)

Mil biquiños

Elvira dijo...

Hola Kine: pues sí es pequeña, pero para compensar tiene 6 corazones!!!
Me da rabia lo de los anuncios, grrr...
Hoy he querido descargármelo y no he podido, probaré otro día.

Hola Merce: si lo recuerdas ya me lo dirás, ¿vale? Me gusta conocer nombres de plantas.

Besos a los dos

Kinezoe dijo...

Qué curioso, no me había dado cuenta de esos minúsculos corazones tan perfectos. Me gusta esta flor :)

Besos y buenas noches.

giovanni dijo...

Tan fina la flor con sus corazones... de el (el hombre) para ella o de ella para el?

Un beso

Elvira dijo...

Hola Kine: a mí también; pequeña pero perfecta.

Hola Giovanni: de él para ella. :-)

Besos a los dos

Miguel Baquero dijo...

Creo adivinar el blog del que somos admiradores en común y donde se cuelgan fotos tan sencillas y preciosas como esta tuya, ¿no?

Rayuela dijo...

así que "amor de hombre"? no lo sabía! yo la tengo en color lila.

besitos*

Francisco Machuca dijo...

Es muy arriesgado ponerle un nombre así ¿no crees mi querida amiga? Cuando el amor que puede dar un hombre,generalmente,es tan poco.

Un besazo Elvira.

Elvira dijo...

Adivinas bien, Miguel, el blog de Ofelia. Fui yo quien la animó a publicar sus preciosas fotos en un blog, y en enero pasado por fin se decidió, para disfrute de todos los que lo visitamos.

Hola Rayuela: ¿así que también existe en lila?? No sabía.

Hola Paco: depende del hombre, supongo. Seguro que tu novia no tiene queja de ti. :-)

Besos a todos

Ana dijo...

Soy muy aficionada a la fotografía y me encanta retratar flores, pero soy un desastre con los nombres, no las conozco. Tendré que pasarme por aquí a preguntarte ;-)

Preciosa flor, muy nítida y buen desenfoque del fondo.

Elvira dijo...

Hola de nuevo, Ana: pues si las conozco, estaré encantada de decírtelo. Nunca dejo de aprender, es un tema muy amplio, me encanta.

Esta me costó un poco, por pequeña, por estar en sombra y en un lugar donde no podía instalarme cómodamente. Y el pulso a veces falla, claro.

Jesús Cabezón dijo...

Es que los hombres, cuando nos lo proponemos, somos así de delicados.

Elvira dijo...

Oléee, claro que sí, Jesús. :-)