lunes, 21 de septiembre de 2009

La naturaleza

Lo bueno de estar en la naturaleza es que no tienes que ser nada ni hacer nada, sólo sentir que formas parte. Eres uno más. Es tan reconfortante. Y los colores, los olores, las plantas, la tierra, el aire, el agua, el sol. Vida que entra por todos los poros.

15 comentarios:

Anónimo dijo...

Que forma más hermosa y sencilla de decir una verdad tan evidente.
Gracias por este regalo hoy Elvi.

Eva

Elvira dijo...

¡Gracias guapa! Me encanta verte por aquí. Besos

Pilar en Córdoba dijo...

conozco un poco el tema¡¡¡

es una maravilla poder sentirse parte de la naturaleza¡¡¡

como sabes vivo en el campo, sólo desde hace 4 años... aunque ya trabajo aquí desde hace 10.

te acostumbras a estar sola??? -preguntan constantemente...

pero no lo estás: los árboles, las flores, los pájaros, las huellas de los que no se ven pero están, el viento, la luna, incluso las tormentas y las abejas, acompañan ...

y sientes que por algo los niños aman el campo... porque lo llevamos dentro: somos nosotros mismos.

No el ruido ni las luces de la ciudad¡¡¡¡

besos

Elvira dijo...

Hola Pilar:

Tú sí que lo sabes bien. Yo me escapo cuando puedo, pero tú vives en plena naturaleza.

No me gusta nada el ruido ni el olor de la ciudad (aunque tiene otras ventajas, desde luego). Tengo la suerte de poder estar en la montaña en 20 minutos, no se tarda más en coche desde donde vivo.

Besos

Pilar en Córdoba dijo...

somos unas suertudas por tener la capacidad de apreciarlo y disfrutarlos.

besos

Elvira dijo...

Pues sí. :-) Besos

leo dijo...

Ay, Elvira, qué bonito. Y Pilar, con permiso, también: qué bonito comentario. Yo también creo que cuando uno se detiene a respirar, a mirar el mundo "con ojos desde dentro" se da cuenta de que forma parte de ese entramado, de la naturaleza. Todo interactúa: es imposible estar solo. Me resulta una idea reconfortante.
UN beso grande para cada una. (Y más pa el resto, jolín, ya que interactuamos no me voy a poner tacañona) :-))

not only ice creams dijo...

y eso es maravilloso, me ha encantado leerlo

Elvira dijo...

Muchas gracias por tu comentario, Leo. Sí, todo interactúa de alguna manera. Muchos besos, guapa.

Y a ti también, Not Only!!

Ramuol dijo...

Una verdad como un templo Elvira! Una auténtica maravilla!!
Somos muy afortunados teniendo a nuestro alcance este tesoro...
Saludos

Elvira dijo...

A ver si la cuidamos entre todos, Ramuol. Saludos

Sra de Zafón dijo...

Qué bonitas palabras, Elvira

Yo siempre tuve un lado silvestre, mi abuela me decía que la cabra tira al monte... :-)pero durante un tiempo fui una completa urbanita a la que los pueblos, y no te digo las aldeas, le parecían lugares bucólio románticos, pero muy poco prácticos para la vida. Pero fue llegar aquí y empezar a saborear ese " no tener que ser nada ni hacer nada, solo sentir que formas parte".
Descubrir el sabor real de un tomate, o de una ciruela, y lo práctico que es cogerlos en tu huerta es hermoso pero más lo fue para mí descubirme, junto a mi niño, esperando el abrirse, de un día para otro, de los brotes de los robles, o de las flores como quien asiste a la mayor de las proezas.
Reconocer el olor de la hierbas, comprobar que a los pájaros les gustan las migas de pan que dejas sobre la mesa, o salir a regar y verlos llegar corriendo a mojarse . Encontrar nidos en el lugar donde más tiempo pasas, observar a perros y gatos siesteando juntos al sol, aprender que a las ardillas y a los conejos les gustan las manzanas además de... tu ropa. :-)
Aprender a proteger tus coliflores (de los conejos) con pimienta.
Sentir el olor del mar mezclándose con el de los pinos calientes, ver el cielo plagado de estrellas, dejar que la luna sea la única luz que entre en tu habitación, ir a buscar las setas al monte...y un montón de cosas más que además me parecen muy prácticas :-)por que no hay nada más práctico que vivir como uno quiere, claro está, en donde sea.
Para mí sería horrible tener que prescindir de todo esto, pero ¿qué se puede esperar de una vaca? :-)

Elvira dijo...

Una vaca poeta. :-) Me ha encantado lo que has escrito y cómo lo has expresado.

"Sentir el olor del mar mezclándose con el de los pinos calientes." Esta mezcla de olores me chifla.

Muchas gracias por este comentario y besos!!

Montse dijo...

Elvira, es la frase perfecta, no se podría expresar mejor.

Aunque felicito a Sra de Zafón que ha escrito prosa poética de la manera más natural y hermosa con la que podría describirse un "encuentro" con la naturaleza. ¿O debería decir reencuentro?

Sinceramente, cuando estoy en mi jardín admirando todo lo que la naturaleza me ofrece de su belleza y de su paz, es cuando soy la persona más feliz del mundo y es cuando siento formar parte de ella como la más pequeña de las hormiguillas o las nubes más lejanas, formar parte de un todo, que es la vida.

Un gran beso.

Elvira dijo...

Entiendo que te sientas así en tu estupendo jardín. Otro gran beso para ti, guapa!