domingo, 25 de enero de 2009

Una historia verdadera

Una historia verdadera (1999), de David Lynch:

Alvin Straight está viejo y enfermo, pero al enterarse de que a su hermano mayor -con el que no se habla desde hace diez años- puede quedarle poco tiempo de vida, decide iniciar un peculiar y largo viaje que le lleva a la reconciliación y el reencuentro.

El video que presento a continuación está en versión original (lamento no haberlo encontrado con subtítulos en español). El actor protagonista, Richard Farnsworth, está insuperable en su última actuación, a pesar de que ya estaba muy enfermo de cáncer cuando se grabó esta película. Pasen y disfruten:

Más información sobre esta gran película en Zinema y en Film Affinity.

21 comentarios:

Sra de Zafón dijo...

Sólo buenas noches, Elvira, y mis deseos de que hypnos se porte como se espera de él.

No me entero de nada de lo del vídeo , pero intentaré buscar algo de la peli en castellano.

Sobre lo del enlace que mencionas en mi blog...¡no tengo ni idea de qué entrada se ha creado ni de cómo!. Ya me lo contarás...
Un beso.

Io dijo...

Como está subtitulada se entiende bastante bien, porque si no, con el acento norteamericano...

Basta una secuencia de cinco minutos para darse cuenta de que es un actor de los que se comen la pantalla.

Lo que me da mucha pena es que haya que esperar a la proximidad de la muerte para acudir a la reconciliación con un hermano. Eso me da que pensar...

Mil besos, guapa!

Elvira dijo...

Hola Chusa: buenos días. Hipnos se va portando mejor, parece que te ha hecho caso, gracias.

Te aseguro que busqué esta escena en español pero no la encontré, sólo había otras que me gustan menos.

Es curiosísimo eso de los enlaces. Se ha hecho automáticamente a todos los blogs de mi lista que tienen habilitada esa opción. Al principio lo vi en un par de blogs, luego miré los demás, y en todos!!! Y también es curioso que al poner una nueva entrada el enlace ha cambiado la entrada a la actual (misterios blogueros). Besos

Elvira dijo...

Hola Io:

La película no tiene desperdicio. Si no la has visto, te la recomiendo.

Ah, Chusa, me olvidé de decirte que tienes enlaces en esta entrada, todos en castellano excepto el del actor.

Mil besos a las dos

Pilar Vidal Clavería dijo...

Hola Elvira,

Me gusto muchísimo esta película cuando la ví en el cine hace ya unos años, la semana pasada en el diario El Público, donde los viernes se vende junto a un DVD me fije al pasar por el quiosco que era precisamente "Una historia verdadera" y no la compre porque ya la tengo, ya que hace un tiempo me pasaron una copia, es una excelente película que muestra mucho de relaciones humanas y de la importancia de resolver asuntos pendientes

Que tengas un buen día

femme d chocolat dijo...

Aps, pues no he visto la peli.

Pero Lynch es siempre una buena opción.



Un beso, guapa

Francisco Machuca dijo...

Esta película demuestra las múltiples facetas del gran David Lynch.Acostumbrados a sus películas surrealistas, extrañas,como surgidas de un intenso sueño,nos regala Una historia verdadera,bueno,yo creo que todas las historias lo son,y los que no crean en esto que piensen que el tiempo cuando las alcanza le da credibilidad.Estoy de acuerdo con lo que dices de Richard Farnsworth,ese Walter Brennan de tantos rios bravos de antaño aquí convertido en un simple hombre subido en un tractor sobre una carretera de alfalto.

Besos y un fuerte abrazo Elvira.

Elvira dijo...

Hola Pilar:

Pues lamento no haber visto la película en el quiosco, me la habría comprado. Tienes toda la razón. Besos

Elvira dijo...

Hola femme:

te envidio porque todavía no la has visto y la vas a disfrutar, seguro. Un beso

Elvira dijo...

Hola Francisco:

Lynch tiene muchas facetas, desde luego; a mí esta película es la que más me ha gustado de él. Sí, hay historias que el tiempo acaba mostrando como verdaderas, aunque al principio nos parezcan extrañas.

Besos y un fuerte abrazo

Katha dijo...

Buenos días,

Yo tampoco he visto la película, estaré atenta a ver si algún día la echan en la tele o la veo en algún lado.

Con los subtítulos se entiende bastante bien, gracias a ellos, porque mi inglés está algo más que oxidado, además de lo durísima de oído que soy.

Gracias por compartir con nosotros una de tus películas favoritas.

Un beso

Elvira dijo...

Hola Katha, buenos días:

Ojalá puedas verla pronto. Bueno, mejor no canto más sus virtudes porque sino luego no os parecerá tan buena. Que eso pasa mucho.

Un beso

Katha dijo...

Hola de nuevo,

No recuerdo de quien es la fábula del haz de flechas, creo que en la original eran flechas. La leí en mi infancia en un libro de fábulas para niños que me regalaron. No sé si todavía publicaran ese tipo de cosas para niños, ahora con la Play y la Wii dichosas ya tienen bastante. En mi opinión estamos creando seres que no saben relacionarse sino sóloe star conectados a una máquina. ¡Je, je! Lo digo yo que no sé ya vivir sin internet.
Me refiero al hecho de que veo a algunos niños con sus padres pegados a la consola como si les fuera la vidas en ello y sospecho que esos niños poco hacen para coger un cuento en sus manos, un libro, aunque sea un tebeo. ¡Con la de horas que pasé yo en mi infancia con cuentos primero y tebeos después!

Tanta nostalgia... no sé si me estoy haciendo mayor.

No te preocupes, no me ahré demasiadas expectativas en un principio. Tienes razón, cuando hablan maravillas de una película, una obra... pareces esperar demasiado y a veces sufres algún pequeño desencanto. Ya te contaré si la veo.

Besos

Elvira dijo...

Hola Katha: Pues yo no la leí. Es como lo de los palitos atados que le cuenta Alvin a la chica embarazada, ¿no?

Yo también leí muchísimo de niña y es una pena que ahora la mayoría de niños no cojan el hábito. ¡Si es una gozada! Aunque debo confesar que el tiempo que paso en internet me ha robado horas de lectura... pero no me arrepiento :-)

Ya me contarás si te gusta o no. Besos

Cristina dijo...

Pues yo no la conocía, pero Manuel es una FAN (sí, con mayúsculas) de David Lynch y últimamente le ha dado por "amenazarme" con unas cuantas sesiones de películas suyas. Veremos si la amenaza se materializa, porque yo suyo sólo he visto Twin Peaks y era muy pequeña, así que no sé.

Sobre lo de los enlaces: te comentaba en mi blog que la única explicación que se me ocurre es que Blogger se haga un poco de lío entre los enlaces "permanentes" de la barra lateral y los temporles de una entrada. No sé.

Elvira dijo...

Hola Cristina: yo creo que esta película de Lynch te gustará. Pero insisto en lo de no crear demasiadas expectativas para no estropearos el disfrute.

Es muy posible que lo de los enlaces sea como tú dices. Todos los blogs de mi lista que tienen habilitada la posibilidad de enlazar al final de la entrada, se han enlazado automáticamente a la última mía. Espero que no siga pasando, no porque no me guste estar en vuestra "casa" (por supuesto que sí), sino porque me hace sentir que os estoy diciendo: leedme, leedme!!! Yo veo el enlace más lógico cuando la entrada de un blog habla de un tema relacionado con la entrada del otro.

Bueno, cuando Manuel te haga ver esta peli, ya nos contarás!

faladomi dijo...

Y si no hubiera estado enfermo...habría habido reconciliación...¿quién sabe?

un beso y buena semana

Elvira dijo...

Realmente no se sabe. A veces la fragilidad trae cosas buenas, se nos caen caparazones, y cosas así.

Un beso y buenas noches!

Femme d chocolat dijo...

Nada, tendré que ponerme las pilas pues, si me la recomiendas : seguro que me gusta!


Un beso enorme

Katha dijo...

Hola Elvira,

Todavía no me he enterado muy bien de lo que contais de los enlaces entre blogs.

Te cuento la fábula del haz de flechas, o palos (lo que recuerdo).
Un anciano moribundo llamó a sus tres hijos a su lecho. Tomó un haz de flechas y se la entregó al hijo mayor pidiéndole que rompiera las flechas. El hijo se esforzó cuanto pudo, pero no fue capaz. Defraudado tuvo que entregarle el haz de flechas a su padres, quien se la pasó al mediano. Éste se esforzó tanto como su hermano, pero tampoco pudo romperlo. Le tocó el turno al hermano pequeño, que tuvo que renunciar como lo habían antes hecho sus hermanos. El padre les dijo entonces queél rompería las flechas sin esfuerzo alguno. Los hermanos miraron a su padre creyendo que la enfermedad había afectado a su lucidez. ¿Cómo podría él, enfermo, tener éxito donde ellos, jovenes y fuertes, habían fracasado? EL anciano separó entonces las flechas y las rompió fácilmente una a una. Les dijo entonces: ved hijos míos que las flechas juntas son fuertes y no es posible romperlas Sin embargo, las flechas por separado son frágiles y es fácil quebrarlas.
Los tres jóvenes no aprendieron la lección y a la muerte de su padre se enzarzaron en un pelea por la hacienda de su padre, que, debido a las disputas entre ellos, acabó en manos de los abogados como pago por los litigios. Si se hubieran mantenido unidos y en armonia la herencia de su padre hubiera acabado en sus manos.

Bueno, espero no haberte aburrido. Te la he contado según me acordaba. Bueno, lo cierto es que tengo memoria visual y me parece ver la imagen del libro infantil con el anciano padre vestido con uno de esos largos camisones largos y el gorrito "a juego", en uan de aquellas viejas camas con dosel (creo), rompiendo las flechas.

Me enrollo, lo siento, me enrollo. No tengo remedio.

Beunas noches

Elvira dijo...

Hola Katha:

Gracias, me ha encantado tu historia, de rollo nada. Y sí, en esencia es lo mismo que dice Alvin en esta película.

Pues resulta que se crean enlaces desde mi blog a todos los blogs de mi lista que tienen habilitada la posibilidad de crear enlaces. Se hace solo, sin que yo mueva un dedo. Esta mañana vi que se habían "marchado", y han vuelto otra vez. Ahora ya tengo 2 enlaces no creados por mí en muchos blogs. Es rarísimo, pero en un blog me han dicho que a otra persona le había pasado lo mismo. Algo anda mal ahí.

Buenas noches