martes, 2 de junio de 2009

Lilium rojo

Lilium sp. Fotografía: Elvira Coderch

Estaba pensando que estos liliums son hermosos, pero la sencillez y encanto de las flores silvestres es mayor. Estas flores son casi obscenamente bellas, les falta la humildad y ligereza de las del campo.

19 comentarios:

Anónimo dijo...

¡¡¡Me da igual que tengas razon!!!: Son preciosas y saltan directamente a mi escritorio.
¡Gracias y un beso!
Mina

F.Javier Dorrego Mendez dijo...

Impresionante!! casi se sale de la pantalla :-). Buenos tonos y buena luz. Siempre encuentras flores con tanto colorido..... tan atractivas. Un abrazo

Elvira dijo...

Ya saltaron a tu escritorio, jaja! Besos

Elvira dijo...

Hola Javier:

Estas también las encontré en Keukenhof, en el año 2004. Muchas gracias y un abrazo

Ramuol dijo...

Es verdad Elvira, parecen de la alta aristocracia floral, muy elegantes, muy bellas, pero seguro que también delicadísimas ...
Yo también me quedo con las llanas, simples pero a la vez impresionantes y sorpredentes florecillas silvestres, que son las que alegran mis paseos por el campo.
Un Abrazo

Elvira dijo...

Alta aristocracia floral, jaja! Buena frase, Ramuol.

Una vez tuve liliums y crecieron fuertes y sanos sin grandes cuidados, excepto un bulbo que decidió no crecer, no sé por qué.

Un abrazo

Sra de Zafón dijo...

Las flores son preciosas, pero el ojo que las coge y nos las trae tiene muy buen gusto, o al menos muy parecido al de sus visitantes :-) lo que me alegra mucho.

Es verdad que los paseantes campestres solemos disfrutar mucho con las flores silvestres, pero eso no impide ver precioso lo que es precioso.

Estas, calificadas por Ramuol como de la alta aristacrocia floral, son poco exigentes, al menos conmigo. Hace años que no las tengo y no podría decir el por qué, pero mientras las tuve se dieron muy bien sin apenas hacerles caso.
Besos de buenas tardes.

Elvira dijo...

¡Qué bien que las fotos os alegren la vista!

Tienes razón, aunque tengamos debilidad por las silvestres, lo que es bello es bello, y ya está.

Veo que a ti también se te dieron sin dificultad. Recuerdo que en Mayo estaban divinas.

Besos, Chusa!

Montse dijo...

¡Flores aristócratas! genial el nombre que les ha puesto Ramuol.

Estoy de acuerdo Sra de Zafón, que la belleza es para admirarla venga de donde venga.

Y un beso enorme a Elvira que nos tiene tan mimados que nos muestra siempre lo mejor, incluso aquello que no le acaba de convencer ¡eso sí que tiene mérito! Bueno, la foto también tiene mérito ¡está de lujo!

Elvira dijo...

Me subes los colores, Montse. Besos!!!

not only ice creams dijo...

Me encanta el color, la verdad es que parece que van a salirse de la pantalla en cualquier momento!

Aquí me quedaré... dijo...

¡¡¡¡ Oh!!!
¡¡¡qué maravilla !!!

Buenos días a todos

Io dijo...

¡Qué esplendor!

Una imagen magnífica y unas flores que siempre me encandilaron por el encanto de las motitas en sus pétalos.

Miércoles colorido...:D

Un besazo.

Elvira dijo...

Gracias y besos a las dos!!

Jesús Miramón dijo...

Son unos ejemplares preciosos, orgullosos representantes del esfuerzo humano en su cultivo, pero estoy absolutamente de acuerdo contigo, como ya sabes, en que las flores campestres tienen algo, cierta inocencia.

Elvira dijo...

Ésa es la palabra: inocencia. Gracias por tu comentario y bienvenido!

Katha dijo...

Tienes razón Elvira, la palabra de Jesús, inocencia, es una definición perfecta.
Yo añadiría una más: frescura.

Me recuerda una canción de El Último de la Fila: Cosas que pasan.
No sé si la conoces. Es una de mis favoritas.
"Flor de pradera
de ti necesito
de tu esencia me impregné
y ahora estoy atado a ti".


Besos

Katha dijo...

Hola Elvira,

Espero que estés bien.

Me encanta esta foto. No puedo evitar volver a verla. No salta a mi escritorio, como decía Mina, porque en él tengo a mi pequeño pitufo.

Lo cierto es que estos lilium, de intenso color fucsia, me parecen sencillamente exhuberantes. He de darte la razón una vez más: casi "insultantemente" exhuberantes.

No tengo tiempo para nada últimamente. Sólo he entrado un segundo para disfrutar de la foto y ver cómo te iba.

Saludos

Elvira dijo...

Hola Katha:

Un gusto verte por aquí. Huy, claro, a los hijos no hay flor que los desplace, faltaría más.

Yo recuperándome del susto de un mini incendio que tuve en casa el otro día: afortunadamente la cosa se cortó rapidísimamente y no pasó a mayores, pero se te queda el cuerpo "cortado".

¿Y tú, atareada pero bien? Besos