lunes, 2 de abril de 2012

Gustave Courbet: Falaise d'Etretat

Acantilado de Étretat, la Porte d’Aval (1869), de Gustave Courbet.

12 comentarios:

Oscar dijo...

Estupendo. Dan ganas de sentarse en una roca a observar el agua pasar a través del ojal de la roca.

Montse dijo...

¡Qué estampa tan bonita! da una sensación de tranquilidad que relaja.

Un beso.

virgi dijo...

El gran Courbet.
Me encanta este pintor, entre El entierro de Ornans y El origen del mundo, todo un abanico de belleza.
Besos, Elvira, muchos!!!

Mari-Pi-R dijo...

Gustavo Courbet es uno de los pintores que me gustan dentro de los clásicos.
Una buena elección

NáN dijo...

Si tuviera el cuadro delante y un banquito de museo, sería de los cuadros que te pasas horas mirando.

Elena Rius dijo...

Recuerdo el día que estuve precisamente ahí. Soplaba un viento de mil demonios, acompañado de llovizna. Un tiempo muy normando. Y el paisaje estaba precioso. Esos acantilados imponen.

Maria Dolors dijo...

Seguro que este bello lugar le sirvió de inspiración, pintó otro
(o más ) en el que muestra también
el original acantilado, creo se
titula El mar en Ëtretat...es un
maravilloso pintor.

Un abrazo.

Tracy dijo...

Es de los cuadros que no me cansaría de mirar.

Rayuela dijo...

entre la calma y la angustia...es lo que me produce esta pintura de Courbet.

besos, elvira*

Elvira dijo...

Hola Oscar: un plan muy agradable.

Hola Montse: el mar muchas veces relaja (no si estás en un barco en plena tempestad).

Hola Virgi: el entierro no sé si me gusta mucho, y el cuadro del origen del mundo... potente!

Me alegra que te guste, Mari-Pi-R!

Hola NáN: el primer cuadro con el que me pasó eso fue la Venus del espejo, de Velázquez.

Hola Elena: no conozco Normandía, debe ser precioso.

Hola M. Dolors: sí, he visto que tiene otro cuadro muy parecido.

Hola Tracy: tú como NáN. Os traigo un banquito.

Hola Rayuela: angustia, qué curioso. No lo habría pensado.

Besos a todos!

Dorisalon dijo...

Me encanta, el autor ha plasmado muy bien lo que es el relax en una cala, precioso!!! Un abrazo

Elvira dijo...

¡Me alegro, Doris! Otro abrazo para ti