domingo, 15 de noviembre de 2009

Van Gogh: Primeros pasos

Primeros pasos (1890), Vincent van Gogh, Metropolitan Museum, Nueva York

Primeros pasos (1858), Jean-François Millet, The Lauren Rogers Museum of Art, Mississippi

10 comentarios:

Elvira dijo...

Van Gogh admiraba mucho a Millet y pintó varios cuadros copiando sus obras.

Cristina dijo...

Qué cosas. No me imaginaba a Van Gogh pintando este tipo de temas (tampoco sabría decir por qué) ni aunque sea copia. Pero le quedó muy bien, la verdad :) Me ha gustado mucho.

Elvira dijo...

Por lo visto pronto le iba a nacer un hijo a su hermano Theo. Siempre me ha gustado mucho este cuadro.

Femme d chocolat dijo...

Tremendo!, ya se que sonará casi casi como de iconoclasta irrevernete pero ... prefiero mil veces el cuadro de Van Gogh. Está lleno de fuerza.

Incluso ... no sé, se percibe la calidez de ese padre ansioso que espera llegar al pequeñín, cosa que en el otro queda diluida.

¿no os parece?

Elvira dijo...

De iconoclasta nada, a mí también me gusta mucho más el de Van Gogh. Está vivo, se percibe la emoción del padre, sí.

Montse dijo...

A mí también me gusta más el de Van Gogh, tiene más color y es más contundente.

Besos.

Elvira dijo...

Parece que estamos todos de acuerdo. Besos, Montse!

Katha dijo...

Hola Elvira,

Me encanta la versión de Van Gogh, no sólo por los tonos del color en sí, más pagados en el otro cuadro, sino por el aspecto de relieve que da con las pinceladas.
Es lo que te comentaba una vez que me llamaba la atención de Monet, la sensación de volumen que da con las pinceladas en sí, con la propia pintura (en sentido físico). (Bueno, supongo que puedo haber dicho cualquier burrada.)

la de Millet está pintada con lápices de colores, ¿verdad?

En cualquier caso, la pintura me parece muy entrañable.

Besos

Katha dijo...

Acabo de leer los comentarios.
Sí, tenéis toda la razón, en el de Van Gogh, se "palpa" la emoción del padre esperanzo recibir en sus brazos a su chiquitina que se aventura a dar unos pequeños pasos.

¡Ay! Me emociono. Hace un par de años estaba así mi chiquitín. Está creciendo a pasos agitandos, demasiado deprisa...

Por cierto Elvira, no tengo perdón, sigo sin hacerle fotos. Una semana tenía unos arañazos tremendos en la cara que se hizo jugando. Ahora lleva un montón de días con un moratón enorme, también en la cara, que se hizo en el patio del cole... A ver si de este no pasa, aunque me suena que eso ya lo dije hace un mes.

Besos

Elvira dijo...

No puede serrrr, vale la pena que hacerles fotos antes de que crezcan demasiado. Ponte letreros por toda la casa, para no olvidarte. :-)

Besos